30 marzo 2006

Mano lenta, vida vertiginosa

Sesenta y un años ha cumplido hoy "mano lenta". Sesenta y un años en los que le ha dado tiempo a enterarse de que sus padres eran en realidad sus abuelos y de que su hermana era su madre, a pertenecer a casi una decena de grupos diferentes , entre ellos Cream, Derek & The Dominos y Blind Faith, además de realizar una gran carrera en solitario, a engancharse a la heroína con una adicción que le costaba 1000₤ a la semana, a sobrevivir y a desintoxicarse, a casarse con la esposa de su mejor amigo (incluso después de ello), un tal George Harrison, a sacar un disco absolutamente fabuloso con su propio mote en donde le dedicaba a la cocaína una canción tan buena como satírica, a aparecer en los créditos del grandioso Brothers in Arms de Dire Straits, tras prestarle a Mark Knofler una de sus guitarras, a enterarse de que el gran Steve Ray Vaughan y otros dos miembros de su grupo morían en un accidente de helicóptero mientras él los esperaba para uno de sus conciertos, a perder a un hijo de cuatro años cuando éste se cayó de un rascacielos en Nueva York, a dedicarle una de sus mejores canciones y probablemente de la música moderna, Tears in Heaven, a adornar el blues con otra maravilla como From the Cradle, a internarse en la música electrónica (de una forma no demasiado afortunada, parece ser) bajo el seudónimo x – sample, y a sacar 14 discos en solitario en total, el último de ellos en 2005.

En los solos de guitarra de sus primeros conciertos en el Richmond's Crawdaddy club solía romper las cuerdas de la guitarra , y su público aplaudía lentamente para darle tiempo a cambiarlas sobre el escenario, aunque las malas lenguas dicen que en realidad el origen de su mote proviene de su lentitud característica a la hora de pagar las facturas...

Y a quién le importa. Bendita mano.

Felicidades Mr. Clapton.

1 comentario:

Roy Batty dijo...

El tío es un supermúsico en toda regla. No lo escucho mucho ya que el blues no me inspira mucho, pero si que hay un disco que me parece increible, es el unplugged. Impresionante canciones como Tears in Heaven, un disco magnífico que transmite buenas raciones de sentimientos.

Felicidades señor Clapton.

Pd: a mi lo que me impresiona es lo de su mujer, ¡que fuerte!, eso es amistad y lo demás tonterías.